Edificio Grial

El edificio Grial fue el primero que se derribó tras los terremotos. Estaba en unas condiciones tan inestables que al poco de comenzar los trabajos se desplomó, afectando a la Iglesia que estaba en la calle próxima a este.

Uno de los peores momentos que nos tocó vivir por lo inesperado de la situación y la sensibilidad extrema de todos los afectados.

El desescombro fue muy laborioso y lento para intentar recuperar la mayor cantidad de objetos personales de los propietarios. A modo de anécdota podemos contar que fuimos capaces de recuperar hasta los monederos y joyeros de todas las viviendas. La alegría de poder, al menos, recuperar esos objetos compensó con creces la lentitud del desescombro.